Madlife: La historia de un hombre llamado Dios antes de Faker

Hay muchos buenos jugadores en el LoL. No sería un error decir que casi todos los jugadores de la liga profesional son hábiles; para destacar entre tantos profesionales, hay que ser extremadamente hábil. Los mejores equipos del LoL suelen estar formados por estos jugadores. Los mejores jugadores de los equipos que ocupen el 1er y 2do puesto merecerían títulos como “Los Grandes”.

Mientras que muchos pueden reclamar tales títulos para hacer valer su propio nivel, los títulos que tienen un significado real son los que se ganan y se dan. Son innumerables los jugadores que aspiran a ser los mejores, a llegar a ser verdaderamente “Grandes”, pero sólo unos pocos consiguen llegar a esa cima. Para obtener un título honorable, hay que alcanzar un nivel de excelencia que nunca se olvida.

Dentro de la historia de los esports, ¿quiénes son los jugadores dignos de ser llamados los mejores? Los nombres que probablemente cruzan tu mente son Yo-hwan Lim, Jae-ho Jang, Kuroky, FalleN, Jkap… los héroes de Starcraft, Warcraft, DOTA 2, Counter-Strike y Esports.

También hay grandes jugadores en el League of Legends, que está en marcha desde 2011. A pesar de disponer de menos tiempo que los jugadores de otros juegos, demostraron su valía ante el mundo y su brillantez sigue inspirando tanto a jugadores como a profesionales. Uno de estos profesionales es Min-ki “Madlife” Hong.

madlife CJ

La posición más impopular después de la publicación del LoL fue el support. No hubo apenas momentos extremadamente divertidos o emocionantes en ese rol. Otras posiciones llegaron a disfrutar de la emoción de la caza o del desafío de batirse en duelo con un oponente. Los supports, por otro lado, sólo podían experimentar satisfacción indirecta cuando ayudaban a su equipo a obtener una ventaja. Además, rara vez hubo reconocimiento; los ADC normalmente pasaban por alto la ayuda que sus supports les daban y atribuían sus victorias a su habilidad y nada más. No importa cuántos wards, CC perfectamente sincronizado o cuánto peel proporcionaran, el foco de atención fue siempre más brillante para los jugadores que hacían DPS.

Era lo mismo en las partidas de profesionales. Los supports en los mejores equipos no diferían mucho; su objetivo principal era ayudar a su ADC a conseguir una mejor build antes que el enemigo. En el caso de los profesionales, las expectativas generales y el nivel de destreza percibido eran sólo ligeramente superiores al de una partida ranked en soloQ.

Sin embargo, Min-ki “Madlife” Hong mostró a la audiencia un mundo de posibilidades completamente nuevo cuando tu support va más allá del rol. Su Monzón que voló por los aires al Galio de CLG HotShotGG en sólo 0,5 segundos en el primer torneo de League of Legends, el OnGameNet LoL Invitational, o el escudo que le dio a la Cassiopeia de RapidStar, que en última instancia le permitió ser el carry de la partida; estas fueron sólo algunas de las jugadas que hizo que rompieron todas las expectativas sobre cómo deberían jugar los supports.

Demostró a la audiencia que los supports también pueden ser el carry del equipo. Durante la final del League of Legends Champions Korea 2012 Summer Split, sus ganchos de Blitzcrank parecían guiados por láser, agarrando a los campeones de DPS y la victoria misma. Mantuvo una marca perfecta en la Diana de Froggen durante el quinto set. Madlife dijo a los aficionados que el support no es un papel para aquellos con menos habilidad, sino una posición que oculta el mayor potencial.

CJ OGN

Hay muchos jugadores que han demostrado unas mecánicas increíbles durante sus carreras, pero pocos o ninguno han sido tan consistentes como Madlife. La duración media de la carrera de un jugador profesional es bastante corta; muchos desaparecen de la escena profesional después de sólo una o dos temporadas. De todos los jugadores coreanos que participaron en el primer torneo de League of Legends, el OnGameNet LoL Invitational, sólo Madlife y Score siguen jugando. Tener una habilidad consistente en un mundo que constantemente fuerza a los jugadores a cambiar y adaptarse es bastante difícil.

La sólida base de Min-ki “Madlife” Hong se basa en una mentalidad profesional y una autogestión completa. Pudimos invitar a este legendario jugador a la Conferencia Global de Deportes de Inven; con su adición, podremos aprender mucho sobre el funcionamiento interno del mundo de los deportes.

 

Fuente: Escrito por Dongyong “Lubic” Seo y Ji-Eun “Meii” Paek en Invenglobal, traducido por Singed.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *